Primer semáforo instalado en Madrid el 17 de marzo de 1926, en la bifurcación de la calle Alcalá y la Gran Vía. A los pies del emblemático edificio Metrópoli.

En diciembre de 2006 la concejalía de Movilidad Urbana del Ayuntamiento de Pinto eliminó de nuestro municipio los últimos semáforos que quedaban. Estos semáforos estaban ubicados en ambos sentidos de la calle Castilla y su confluencia con la calle de Asturias. La remodelación del sentido del tráfico permitió su supresión.

Con anterioridad también se eliminaron los semáforos que existían en la calle de la Cañada Real de la Mesta (uno en cada sentido) y en la confluencia con la calle Cataluña. Éstos fueron sustituidos por una rotonda que regulaba por sí misma el tráfico.

Con la eliminación total de los semáforos en el municipio, Pinto se convirtió así en el único gran municipio que no tiene semáforos en sus calles de nuestro país.

Pero … ¿cómo fueron los primeros semáforos que se instalaron en España?

Las primeras “señales luminosas para la circulación”, que era así como eran conocidas, se instalaron en Madrid el 17 de marzo de 1926. El lugar elegido para la instalación fue el cruce entre las calles Gran Vía y Alcalá. La prensa de la época tuvo que instruir a los conductores de carruajes y a los peatones sobre el funcionamiento de aquellas farolas luminosas y del significado de cada color de aquel novedoso sistema de regulación del tráfico urbano. El color rojo ordenaba la parada del vehículo, el verde su arranque. Algo obvio hoy en día, pero totalmente novedoso hace hoy 95 años.

En la inauguración, con la presencia del alcalde y autoridades, los ciudadanos se agolparon hasta los nuevos faroles. Fue una propuesta del ingeniero Joaquín Moro, quien desarrolló este sistema de luces de colores que ordenaban la parada o arranque de vehículos. Este primer semáforo costó casi 24.000 pesetas y su instalación se prolongó durante dos meses.

Curiosos por conocer cómo era su funcionamiento, los vecinos fueron reuniéndose junto a la nueva instalación. A pesar de la sencillez en el funcionamiento, un guardia urbano permaneció junto a los nuevos semáforos hasta que, tanto peatones como conductores, se acostumbrasen al uso de la nueva instalación.

Viñeta aparecida en la prensa de marzo de 1926 con motivo de la inauguración de las “señales luminosas”

 Los madrileños, con esta medida innovadora “disfrutaron de un nuevo espectáculo completamente gratuito y divertidísimo”, según apuntan las crónicas de la prensa.

LOS PRIMEROS SEMÁFOROS EN PINTO

Los primeros semáforos de Pinto se instalaron a finales de los años 70.

En diciembre de 1975, siendo alcalde Gabriel Martín, el concejal delegado de Tráfico, Rafael Mendoza Sánchez, presentó la documentación relativa a la señalización del tráfico mediante semáforos por Sociedad Ibérica de Construcciones Eléctricas (SICE) para el beneficio de la circulación urbana.

En marzo de 1979, siendo alcalde de la villa, José del Arco Martín, se votó por unanimidad y por un presupuesto de cinco millones novecientas sesenta y tres mil ochenta y tres pesetas la instalación de señales luminosas reguladoras del tráfico en varias intersecciones de las calles de la población, según el proyecto de SICE.

Actualmente existen unos 130.000 semáforos en Madrid. Imprescindibles para regular el tráfico en el asfalto madrileño.

El próximo mes de diciembre se cumplirán en Pinto 15 años sin necesidad de contar con semáforos para regular nuestro tráfico urbano.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí